Los expertos del Comité Permanente de la Cadena Alimentaria ha dado el visto bueno a la propuesta de la Comisión para que la carne fresca y congelada de cerdo, ovino, caprino y ave tuviera una indicación obligatoria de la procedencia del animal. 

 

 

Será a partir del 1 de enero de 2015, cuando se establezca que los animales nacidos, criados y sacrificados en el mismo Estado miembro pueden ser etiquetados, de manera voluntaria, con el término "Origen: Estado miembro (o tercer país)". Por el contrario, en los otros casos se indicará en la etiqueta, de manera obligatoria, los lugares de cría y sacrificio, de acuerdo con un detallado conjunto de reglas. 

En el caso de las aves, para determinar el país de cría del animal se considerará la edad del animal al sacrificio:

- Para aves que se sacrifican con más de un mes de edad, se indicará el país (Estado miembro o tercer país) en el que el ave ha pasado su último período de 1 mes de cría.

- Para aves q se se sacrifican con menos de un mes de edad, se indicará el país (Estado miembro o tercer país) en el que el ave ha pasado todo su período de cría.